Saltar al contenido

De’Longhi vs Melitta – Cafeteras con esencia italiana, pero distintas

¡Marca más reconocida!

De’Longhi Magnifica S

De'Longhi Magnifica S vs Melitta Caffeo Solo E950

¡Ver precio!

Dimensiones: 23,8 x 43 x 34 cm
Potencia: 1450 vatios (W)
Presión: 15 bares
Espumador de leche: Sí
Niveles de molienda: 7
Variedad de bebidas: 4

¡Diseño único!

Melitta Caffeo Solo E950

Melitta Caffeo Solo E950 vs De'Longhi Magnifica S

¡Ver precio!

Dimensiones: 32,5 x 20 x 45,5 cm
Potencia: 1400 vatios (W)
Presión: 15 bares
Espumador de leche: No
Niveles de molienda: 5
Variedad de bebidas: 3

El «momento café» es uno de los que más me gustan de todo el día. Empezar el día con la cocina oliendo a café recién hecho y disfrutar de una bebida súper intensa y aromática no tiene precio. Al menos, para nosotros. Por eso, estamos siempre buscando y comparando las mejores cafeteras del mercado para recomendarte la mejor. En este artículo, hablamos de dos marcas que se caracterizan por su calidad: De’Longhi vs Melitta.

La esencia del café italiano está presente en las dos, así que, a diferencia de otras comparativas, en este caso no es un elemento diferenciador. Sin embargo, esto no quiere decir que no haya suficientes elementos que nos permitan comparar ambas marcas de café y escoger la cafetera que mejor se adecúe a nuestras preferencias. En general, las cafeteras de Melitta son algo más sencillas que las de De’Longhi; al menos, en lo que a cafeteras automáticas se refiere, que es el tema central de nuestro artículo.

Sin embargo, hay determinados aspectos en los que las cafeteras Melitta son más precisas, como la elección del nivel de intensidad, por ejemplo. Aunque, siendo sinceros, De’Longhi va un paso por delante en lo que a variedad respecta, puesto que tiene más modelos de cafeteras en las que se puede utilizar el espumador. Pero, como sabemos que hablar de forma genérica no es suficiente, vamos a centrarnos no solo en la comparativa entre marcas, sino entre dos de sus cafeteras automáticas más icónicas. Concretamente, la De’Longhi Magnifica S y la Melitta Caffeo Solo E950. ¡Descubre todas sus diferencias!

¿Qué encontrarás en esta guía?

De’Longhi vs Melitta – Tabla comparativa

En esta tabla reunimos las principales especificaciones y características de dos de las cafeteras automáticas más representativas de cada marca. Así, te resultará más sencillo identificar sus diferencias:

De’Longhi Magnifica S

De'Longhi Magnifica S vs Melitta Caffeo Solo E950

¡Ver precio!

Melitta Caffeo Solo E950

Melitta Caffeo Solo E950 vs De'Longhi Magnifica S

¡Ver precio!

Dimensiones 23,8 x 43 x 34 cm 32,5 x 20 x 45,5 cm
Peso 9,1 kg 8 kg
Colores Negro Negro (brillo y mate), gris y plata
Potencia 1450 vatios (W) 1400 vatios (W)
Presión 15 bares 15 bares
Capacidad depósito agua 1,8 litros 1,2 litros
Volumen recipiente granos 250 gramos 125 gramos
Tipo de molinillo Cónico de acero Cónico de acero
Niveles de molienda 7 5
Café molido No
Pantalla digital
Espumador de leche No
Doble salida sin leche
Doble salida con leche No No
Niveles de intensidad Variable manualmente 3
Variedad bebidas 4 3
Bebida personalizada No No
Vinculable app móvil No No
Descalcificación automática
Apagado automático

Dos diseños muy reconocibles

De'Longhi vs Melitta

Estéticamente, lo único en lo que se parecen las cafeteras de De’Longhi y Melitta es en que tienen dos tubos de salida del café, y en que están disponibles en color negro. Por lo demás, estamos ante dos diseños que no tienen mucho que ver entre sí. En general, las cafeteras de Melitta son más planas y funcionales, reduciendo el tamaño de la pantalla a un simple área de visualización, pero menos interactiva. Lo que nos gusta de Melitta es que diseña las cafeteras en varios colores, y el tono plateado que utiliza les da un aire muy sofisticado.

En cambio, las cafeteras de De’Longhi dan más presencia a la pantalla, así como al panel de control de botones, que se sitúa en el centro de la cafetera, mientras los de Melitta tienen un tamaño más reducido. Por otro lado, tienen un diseño más tridimensional, algo a lo que contribuye, también, el hecho de que el depósito para granos de café sobresalga por arriba.

Dicho esto, es justo decir que las dimensiones y el peso son bastante parecidas, así que no tendrás que buscar espacio extra para ninguna de las dos cafeteras.

La potencia y la presión se mantienen

Una vez nos hemos fijado en la estética de cada cafetera, dos de los siguientes aspectos en los que solemos centrar la atención son la potencia y la presión. Y, en este sentido, las dos marcas se sitúan dentro de la media habitual, con una potencia que ronda los 1400-1450 vatios, y una presión de 15 bares. En realidad, la mayoría de las cafeteras automáticas tienen este nivel de presión, y siempre que sea superior a 9 bares, será interesante.

Por otro lado, es interesante comprobar que ambas cafeteras tienen un sistema de doble salida por el que pueden elaborar dos cafés espressos a la vez, o un café más largo.

Molienda: mismas características y sistema

De'Longhi vs Melitta

La fortaleza más relevante de las cafeteras automáticas de De’Longhi y Melitta es que muelen los granos de café al momento, y para ello, utilizan un molinillo cónico de acero en los dos casos. Esto hace que el sistema de molido sea igual en ambos, aunque hay un ligero cambio en lo que respecta a los niveles.

Las cafeteras De’Longhi tienen hasta 7 grados de molienda, mientras que las de Melitta se suelen quedar en 5. Aunque, siendo sinceros, una vez que encontramos el nivel de finura perfecto, es raro que lo cambiemos, y en ambas cafeteras es fácil encontrarlo.

¡Ojo! En la cafetera de De’Longhi podemos utilizar también café ya molido, pero no en la cafetera de Melitta. No es que lo hagamos habitualmente, pero si se da el caso de que te sobra algo de café que hayas comprado ya molido, De’Longhi evita que lo desperdicies.

¿Cómo es la capacidad de los depósitos?

Distinta en cada marca. Por lo general, el depósito de agua suele tener la misma capacidad en las diversas cafeteras automáticas de cada marca, y en este aspecto, la victoria es para De’Longhi. En sus cafeteras encontramos depósitos de hasta 1,8 litros, mientras que las de Melitta se reducen a 1,2 litros. Si en casa sois dos, os resultará más que suficiente con este volumen, pero para familias más numerosas, puede ser interesante contar con un depósito más amplio.

Lo mismo sucede con los recipientes donde se mantienen los granos de café, cuyo tamaño es el doble en las De’Longhi que en las Melitta. No es raro, puesto que el tamaño de este depósito suele ir en proporción con el del agua, ya que las cafeteras automáticas calculan cuánto agua van a necesitar para cada tamaño de café.

El sistema de leche, otro aspecto a tener en cuenta

Llegamos a otra de las características que más suelen servir como punto de inflexión a los usuarios para decidir con cuál se quedan: la posibilidad de crear espuma de leche. Es de justicia decir que tanto De’Longhi como Melitta fabrican cafeteras que incluyen un espumador de leche súper completo. No obstante, si nos centramos en las dos cafeteras que hemos escogido, solo lo vemos en la De’Longhi Magnifica S.

El tubo situado en la parte izquierda permite crear espuma de leche gracias al sistema Cappuccino con el que está diseñada, aunque debes saber que en ningún caso se vierte el café y la leche. El procedimiento es más manual; debes llenar una jarra de leche y utilizar el vaporizador para crear la espuma y calentarla. Es decir, el café con leche no sale como tal de la propia cafetera.

¿Qué variedades de café elabora cada cafetera?

Melitta vs De'Longhi

La diferencia previa hace que la De’Longhi Magnifica S pueda elaborar hasta 4 variedades distintas de bebidas: espresso, largo, cappuccino e infusiones. Por su parte, se reducen a 3 en el caso de la Melitta Caffeo Solo, con la que únicamente podremos hacer 3. Eso sí, en todos los casos podemos jugar con el tamaño del café, escogiéndolo en modo corto o largo, así como con la intensidad del mismo.

Ahora bien, el ajuste de intensidad no se hace de la misma forma en las cafeteras De’Longhi y Melitta. En las primeras, podemos ajustarlo de forma manual a través de una rueda selectora, mientras que el ajuste de intensidad en las cafeteras de Melitta se escoge entre 3 niveles. Particularmente, preferimos elegir un nivel ya predeterminado porque nos resulta más sencillo, pero si eres de los que prefiere probar manualmente, De’Longhi tiene esa opción.

Funciones automáticas en ambas cafeteras

Dada la amplia variedad de cafeteras que podemos encontrar actualmente, nos hemos acostumbrado a exigir, casi sin darnos cuenta, algunas funciones automáticas que vemos tanto en las cafeteras De’Longhi como en las Melitta. Hablamos de la inclusión de programas de limpieza y descalcificación automáticos, esenciales para mantener la cafetera en buen estado y alargar su vida útil. Y, también, de la posibilidad de que se apague automáticamente la cafetera. Además, en ambas marcas podemos modificar el tiempo de inactividad que queramos para establecer el apagado automático.

De’Longhi vs Melitta: ¿Con qué cafetera nos quedamos?

Habiendo analizado las ventajas e inconvenientes de las cafeteras automáticas de De’Longhi y Melitta, reconocemos que no es una decisión fácil. Comparando cafeteras automáticas de prestaciones similares, las de De’Longhi son algo más caras, aunque es lógico teniendo en cuenta que tienen más prestaciones que las de Melitta. Y, partiendo de la base de que la calidad de los cafés que elaboran es máxima en las dos, la decisión se reduce, principalmente, al grado de sofisticación que busques.

Si prefieres optar por una cafetera automática más avanzada y versátil, las de De’Longhi tienen múltiples ventajas adicionales. Para nosotros, la principal es que cuentan con el espumador de leche, pero, además, tienen más grados de molienda. En caso de que esto no sea importante para ti, las cafeteras de Melitta te permiten disfrutar de café de alta calidad de forma más sencilla.

Particularmente, nos parece que, si compramos una cafetera automática, es para disfrutarla al máximo. Por tanto, nos inclinamos ligeramente más hacia De’Longhi por su mayor versatilidad. Ahora bien, la decisión será acertada en cualquier caso, puesto que ambas marcas son claros sellos de identidad del café italiano más preciado.

¡Haz clic para puntuar esta entrada!
(Votos: 1 Promedio: 5)